Concienciar a los propietarios de perros,  nuevo objetivo de la campaña ‘ser limpios por Málaga’

El Ayuntamiento de Málaga, a través del Área de Servicios Operativos de la que depende Limpieza de Málaga S.A.M., lanza una nueva campaña de concienciación ciudadana dirigida a los propietarios de los perros con el fin de evitar las manchas y los malos olores de la vía pública ocasionada por sus orines. La campaña ha sido presentada este mediodía por la concejala responsable de Servicios Operativos, Teresa Porras; la concejala de Sostenibilidad Medio Ambiental, Gemma del Corral, y la presidenta de la Sociedad Protectora de Animales, Carmen Manzano.

En esta ocasión, la campaña, bajo el eslogan común “Ser limpios por Málaga”, busca fomentar un comportamiento cívico entre los propietarios de los perros a quiénes se les pide que sean responsables y actúen ante las micciones de sus mascotas en las calles, parques, fachadas o cualquier otro punto de la vía pública.

La campaña informa de que vertiendo una mezcla de agua y vinagre se ayuda a reducir el impacto que genera la orina de los perros en la calle, tratándose, por tanto, de una pauta de colaboración con el bienestar y la limpieza de la ciudad. Esta idea es la que da contenido a los dos mensajes centrales de la campaña: “El pipí de tu perro huele y mancha la calle. ¡Ayúdanos! Échale agua y vinagre” y “Cuando salgas con tu perro, no te olvides la mezcla de agua y vinagre. Él no puede, pero tú sí”. Hay que recordar que la ordenanza de Convivencia Ciudadana y Protección del Espacio Urbano de Málaga señala en su capítulo destinado a la limpieza, que “las personas propietarias y poseedoras, así como quienes conduzcan animales domésticos en los espacios públicos, quedan obligadas a la recogida inmediata de las deyecciones de éstos, cuidando, en todo caso, de que no orinen ni defequen en aceras y otros espacios de tránsito (…)”. Las sanciones que contempla para su incumplimiento pueden llegar hasta los 500 euros.

A nivel creativo, la ilustración de la campaña emplea como protagonista a otro icono de la ciudad: la estatua del Cenachero. Esta figura, símbolo de costumbres, presencia el momento en el que un ciudadano que está paseando se detiene para que su perro haga pipí. Una vez que su perro termina de hacer pipí, saca una botella y vierte sobre éste una mezcla de agua y vinagre preparada previamente en casa. El Cenachero, que está siendo testigo de este buen hábito, exclama: “¡Así se hace!”. Con este mensaje se traslada el agradecimiento que cualquier ciudadano puede manifestar ante este buen comportamiento de los propietarios de los perros, como gesto de colaboración por mantener la ciudad de Málaga cuidada y limpia. 

REPARTO DE 10.000 BOTELLAS REUTILIZABLES

El Ayuntamiento tiene prevista la distribución gratuita de 10.000 botellas de plástico reutilizables para los propietarios de los perros junto a un manual de instrucciones de uso. Las botellas, ideadas para portar la mezcla de agua y vinagre, son plegables para que se puedan trasladar de forma cómoda y llevan incorporadas un mosquetón para colgarla a la correa del perro, entre otras ventajas.

Las botellas se podrán recoger en todas las Juntas de Distrito de la ciudad, así como en la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Málaga.

Se trata de la tercera campaña enmarcada en la iniciativa de concienciación ciudadana “Ser limpios por Málaga” que el consistorio puso en marcha a principios de año ante la necesidad de implicar a los malagueños y pedir su colaboración para mantener una ciudad limpia.

La campaña de concienciación sobre la problemática de los orines de los perros se difundirá a través de televisión, radio, prensa, mobiliario urbano, banderolas, autobuses y redes sociales.

“urgencias