Según la CEM, apoyar a las empresas, clave para recuperar el empleo

Los datos difundidos hoy por el Servicio Andaluz de Empleo (SAE) referidos a las cifras de paro, reflejan un incremento del número de desempleados en Málaga durante el mes de octubre, la mayor subida producida en este mes en España, después de Baleares.La crisis sanitaria del COVID-19, con su alto impacto sobre el empleo, la contracción del consumo y la incertidumbre respecto al futuro próximo han contribuido sin duda a estas cifras.

En este contexto, la salud de las personas continúa siendo una prioridad, y se deben poner todos los medios necesarios para salvaguardarla. Por otro lado, urge también abordar una planificación en los ámbitos legislativo, laboral, fiscal y organizativo que permitan a empresas y autónomos afrontar los próximos meses en un entorno muy complejo.

Para ello, es preciso generar un entorno económico y social propicio para la reconstrucción económica,priorizando políticas encaminadas a reforzar la actividad productiva, con estabilidad presupuestaria, flexibilidad regulatoria y un mayor apoyo a sectores clave, muy afectados por la actual pandemia sanitaria, como el comercio o el conjunto de la industria turística.

Todo ello, en el marco imprescindible del Diálogo Social, aunando esfuerzos y estrategias y favoreciendo así la recuperación de nuestras empresas y del empleo.

DATOS

Según el SAE, durante el pasado mes se produjo un incremento de 6.940 personas en relación al mes anterior, con lo que actualmente se registran  190.847 parados en Málaga.

Respecto a la comparativa interanual, la diferencia entre octubre de 2020 y el mismo periodo del año anterior es de 46.951 desempleados más.

En el conjunto de Andalucía aumenta también el número de personas demandantes de empleo (9.506), mientras que en el ámbito nacional se contabilizan 49.558 personas más en situación de desempleo.

Por otra parte, durante el mes de septiembre se formalizaron 53.959 contratos en Málaga. De ellos, 3.037 han sido indefinidos.

“urgencias